image Como mantener tú cabello hidratado…
2/27/20
Autor: Reelance

Como mantener tú cabello hidratado…

Si sientes que tu cabello esta reseco, sin vida, es porque seguramente necesita hidratación profunda para que pueda lucir sano y lo puedas peinar fácilmente. Sigue leyendo para saber la solución a este problema.

La deshidratación del cabello viene por diferentes factores puede ser por demasiada exposición al sol, utilizar tintes para cabello, el ambiente de nuestro entorno, falta de corte de cabello frecuente, entre algunas causas.

Tenemos que estarlo hidratando poniéndonos mascarillas, aceites naturales, ampolletas por lo menos 1 vez por semana para regresar al cabello su estado natural y tenerlo cuidado.

Aquí te diremos algunos consejos para que tu cabello este hidratado:

  • Usa el champú y acondicionador adecuados y evita cualquier producto que contenga siliconas y sulfatos.

Escoge un champú y acondicionador fabricado para tu tipo de cabello.

En la mayoría de los casos, puedes usar productos para cabello seco o rizado. Sin embargo, si tu cabello es delgado y seco, usa un champú y acondicionador fabricados para cabello delgado. Busca productos que contengan aloe vera o aceite de semilla de albaricoque para lograr más humectación e hidratación.

Evita lavarte el cabello con agua caliente. El agua caliente puede quitar los aceites naturales y la humedad de tu cabello (y piel) dejándolo seco y opaco.

  • No te laves el cabello todos los días. Probablemente suene desagradable pero en realidad es mejor lavarte el cabello solo dos o tres veces por semana. Cuanto más seguido lo laves, más seco se volverá. Si debes lavarte el cabello todos los días, considera hacerlo usando únicamente con acondicionador.
  • Ten cuidado de cómo te lavas el cabello. Usa champú sobre todo en el cuero cabelludo y acondicionador en los extremos del cabello.

Si tu cabello es grueso y áspero, considera usar primero un acondicionador para enjuagar regular y luego aplicar un acondicionador sin enjuague después de salir de la ducha.

Si tu cabello es maduro, aplícale un acondicionador profundo (debajo de un gorro de ducha de plástico) toda la noche. Lávate el cabello con champú y acondicionador en la mañana como lo haces normalmente.

  • Usa un tratamiento comercial de acondicionamiento profundo una vez a la semana. Después de que te hayas lavado el cabello, aplícale un acondicionador profundo y colócate un gorro de ducha introduciendo todo el cabello debajo de él.

Espera entre 15 a 30 minutos antes de enjuagar el acondicionador profundo.

  • Haz y usa un tratamiento de acondicionamiento simple en aerosol. Llena dos tercios de una botella con aerosol con agua y un tercio con acondicionador sin enjuage. Cierra la botella y agítala para mezclar todo. Rocía la mezcla en tu cabello hasta que esté húmedo y luego aplica una crema acondicionadora profunda.
  • Usa una mascarilla sencilla de miel y coco.

Coloca 1 cucharada de miel y 1 cucharada de aceite de coco en un plato para microondas. Calienta la mezcla en el microondas hasta que el aceite de coco se derrita y revuélvela para combinar los ingredientes. Peina tu cabello con la mascarilla y colócate un gorro de ducha de plástico introduciendo todo el cabello debajo de él. Espera durante 30 a 40 minutos y luego enjuaga la mascarilla usando agua tibia y champú.

Si no tienes aceite de coco, puedes usar aceite de oliva.

La miel es genial para el cabello porque ayuda a sellar la humedad

  • Haz una mascarilla de miel, aceite y yogur para hidratar y fortalecer tu cabello.

Mezcla 1 cucharadita de aceite de oliva, 1 cucharadita de miel y 1/4 de taza (65 gramos) de yogur griego simple en un tazón pequeño.

Aplica la mascarilla sobre tu cabello húmedo y luego colócate un gorro de ducha introduciendo todo el cabello debajo de él. Espera entre 15 a 20 minutos y luego enjuaga la mascarilla con agua tibia y champú.

  • Haz una mascarilla de banana y miel para hidratar tu cabello y evitar que se rompa.

Combina 1 banana madura, 1 cucharada de miel y 1 cucharada de aceite de oliva en una licuadora. Continúa licuando hasta que la mezcla esté suave y no haya grumos de banana. Péinate con la mezcla y masaje el cuero cabelludo con ella. Cubre el cabello con un gorro de ducha de plástico y espera 15 minutos. Enjuaga la mascarilla cuando haya transcurrido el tiempo.

Ahora ya sabes cómo mantener hidratado tu cabello, trata de hacerlo frecuente para que tengas resultados notorios e incorpóralo a tu rutina de belleza.

banner image